Principales aliados para una piel saludable

Si ya ves indicios del paso de la edad y notas que tu piel va perdiendo luminosidad se vuelve, menos elástica y con menor firmeza: puedes contener y paliar sus efectos con ingredientes que te aporten energía, oxígeno y antioxidantes.

El paso del tiempo: pérdida de colágeno

A partir de los 30 años la piel va perdiendo elasticidad, volviéndose menos firme y tersa. El motivo es por el paso de los años pero también por el estilo de vida (estrés, dieta desequilibrada, tóxicos como el alcohol y el tabaco, radiación solar, contaminación, falta de descanso…). La dermis reduce la síntesis de colágeno, una proteína esencial para el organismo y que es básica para dotar de flexibilidad, firmeza y renovar la piel.

Así pues, con el paso del tiempo: la producción natural de colágeno se reduce y las estructuras celulares se van degradando de forma que la piel cede, se vuelve más fina, salen arrugas…

Soluciónalo desde dentro

Son muchos los cosméticos con colágeno que se aplican de forma tópica, es decir, se aplican sobre la piel. Está demostrado, que éstos solo alcanzaran las capas externas de ésta, pero su acción no se efectúa en las zonas más profundas que es dónde se sintetiza el colágeno y se estimula su producción.

Por tanto, ¿qué nos conviene? Los complementos alimenticios que sean capaces de trabajar desde el interior hacia fuera, como es el caso de Beauty de Saludbox.

Otros dos aliados imprescindibles: coenzima Q10 y vitamina C

 Uno de los antioxidantes más efectivos es la vitamina C que, junto a la coenzima Q10, hace que la absorción de oxígeno de la piel aumente hasta un 50% ocasionando, un efecto paliativo de los síntomas antiedad aun más visible.

La vitamina C tiene un alto poder antioxidante y actúa como un revitalizador de la piel y unida a la coenzima Q10, serán unos excelentes aliados para combatir una de las causas principales del envejecimiento de la piel: los radicales libres.

Una persona con un buen nivel de coenzima Q10 alcanzará una mayor cantidad de energía natural, mayor umbral de resistencia, el ya explicado enorme potencial oxidante junto la vitamina C y una mejor función cardiaca. Como la Q10 incrementa el metabolismo celular: favorece la combustión de grasas para la obtención de energía, que junto con su capacidad antioxidante reduce la formación de los radicales libres.

La coenzima Q10 es un compuesto que necesita cada una de las células de nuestro organismo para fabricar energía. Sin ella no sobreviviríamos y, una disminución de sus niveles ya afecta de manera notoria. No obstante, se puede corregir recurriendo a los complementos alimenticios, como el ya citado Saludbox Beauty que nos aporta un refuerzo de tres activos básicos para rejuvenecer tu dermis: colágeno, coenzima Q10, vitamina C, además de vitamina E (excelente protector en la oxidación del ADN) y vitamina A (esencial para la vitalidad de tu piel).

Empieza a cuidar tu belleza desde el interior.