Tener un cabello con volumen es uno de los deseos de la mayoría de chicas con el pelo liso y con poca cantidad. En ocasiones, el cabello frágil o fino puede deberse a un mal uso de las herramientas como planchas o secadores, o por no tratarlo con los productos adecuados. Si es tu caso, no te preocupes, lucir una melena voluminosa y abundante es posible aunque no tengas una gran cantidad de cabello.

¡Que no cunda el pánico! Porque hay soluciones para todo. A continuación, te mostramos cómo dar volumen al pelo fino y escaso.

Utiliza el secador para dar volumen al pelo

Una técnica que no falla es usar tu secador y secarte el pelo con la cabeza hacia abajo. Es algo muy sencillo, que no te llevará apenas tiempo y que a menudo se olvida. Para que el efecto dure mucho más tiempo, lo que debes hacer es aguantar la postura hasta que el pelo esté totalmente seco, si está húmedo, de nuevo volverá a caerse y esto no es lo que necesitamos. 

Perfecciona el cepillado

Una pequeña observación sobre un problema común: a todas se nos rompe el pelo, pero disminuyendo este problema, tu pelo tendrá más volumen. Es importante tratar tu pelo con delicadeza para evitar que se rompa, aunque a todas nos pasa un poco al peinarlo. ¡Es normal!

Separa el cabello desde la nuca en dos partes y separa pequeños mechones para cepillarlos uno a uno. Empieza el cepillado por las puntas y sube poco a poco hasta la raíz. ¡Así de fácil!

Duerme tranquila, pero nunca aplastes tu pelo

Un consejo no muy conocido y que ha funcionado siempre de maravilla: antes de irte a dormir recoge tu pelo con una goma elástica ancha que no apriete demasiado. Evitarás la electricidad estática y el estrés en tu pelo provocado por la almohada durante 8 horas.