Miedo a ser feliz

Hay personas que temen ser felices. Esto es una trastorno conocido como querofobia. La querofobia es el miedo irracional a ser feliz. Los individuos que la sufren suelen tener fobia a participar en actividades amenas, divertidas y que producen felicidad. Cabe destacar que, este trastorno aún no se contempla en el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5); recurso para diagnosticar la condición de salud mental.

Algunos expertos clasifican la querofobia como una forma de trastorno de ansiedad. Esta ansiedad es provocada por la participación en acontecimientos divertidos. Aquell@s quienes la padecen no están todos los día tristes, simplemente, evitan cualquier momento que pueda conllevar felicidad, alegría… Por ejemplo, una cena con amigos, una fiesta, un festival de música, etc. La persona con querofobia huye de cualquier hecho que atraiga cambios positivos debido al miedo a que algo malo pasará a continuación.

¿Qué pensamientos tiene una persona con querofobia?

  • La felicidad conlleva algo malo. Lo bueno siempre viene seguido de algo malo.
  • Demostrar tu felicidad es negativo para ti y para los que te rodean.
  • Intentar ser feliz es una pérdida de tiempo.
  • Ser feliz te convierte en una mala persona.

The Metro publicó una entrevista de la bloguera Stephanie Yeboah donde describió qué significa vivir con este miedo. «En definitiva, es una sensación de completa desesperanza, que te lleva a sentirte ansioso o receloso de participar o de hacer cosas que promueven la felicidad ya que sientes que no durará. El miedo a la felicidad no necesariamente significa que uno esté viviendo constantemente en la tristeza. En mi caso, mi querofobia se desencadenó por eventos traumáticos. Incluso cosas como celebrar el éxito de una campaña, completar una tarea difícil o conseguir un cliente me hacen sentir incómoda».

Causas de la querofobia

Nace de alguna experiencia pasada traumática física o emocional

Pensamiento irracional de que si la vida te sonríe y tienes cosas buenas, no tardaran en venir las malas. El individuo cree que está destinado a sufrir. Así pues, según dicho pensamiento, estas personas consideran que evitar actividades lúdicas y que generen felicidad reduce el riesgo a que pasen cosas malas. La causa es una experiencia traumática del pasado. Carrie Barron, psiquiatra, afirma que “puede parecer inusual que alguien tema esta emoción positiva. Si se debe a una asociación entre el castigo y la felicidad en la infancia, podría ser más común de lo que creemos. Si eres enemigo del placer, puede ser porque en algún momento de tu vida, la ira, el castigo, la humillación o el robo acabaron con tu alegría. Ahora tienes miedo de sentirlo porque viene con la brutalidad de sentir que explota la burbuja».

Las personas perfeccionistas

La perfección no existe y quererla sin conseguirla causa frustración. Nada es suficiente para ellos, la felicidad es considerada una utopía. Estos individuos consideran que la felicidad solo la alcanzan los vagos y conformistas.

Las personas introvertidas

Suelen ser perfiles más propensos a sufrir esta fobia. Experimentan miedo social y prefieren realizar actividades en solitario. Los espacios ruidosos y con mucha gente suelen intimidarles.

 

Tratamiento para la querofobia

Este trastorno no ha sido investigado como un trastorno aislado. Es por ello que no existen medicamentos aprobados por la FDA para tratarla. Algunos expertos consideran que la terapia cognitivo-conductual (TCC), la relajación, la respiración profunda, realizar ejercicio físico… ayudan a minimizar el miedo.

Es importante que el paciente introduzca poco a poco actividades que le produzcan felicidad para autodemostrarse que ésta no convella cosas negativas. También, el hecho de sentirnos bien con nosotros mismos ayuda a nuestra mente y nos da mayor seguridad. Al sentirnos seguros somos capaces de afrontar nuestros miedos y empezar a disfrutar.

Aunque es complicado, es posible hacer frente a tus miedos. A veces, nuestro peor enemigo somos nosotros mismo. No dejes que el miedo se apodere de ti.