¿Traumática vuelta al trabajo? Unos consejos para afrontar la rutina

¿Traumática vuelta al trabajo? Unos consejos para afrontar la rutina

Llega septiembre, eso significará para muchos volver a la rutina de siempre con el consiguiente estrés posvacacional. Esa vuelta a las obligaciones y ‘quehaceres’ diarios nos lleva a un estado de tensión de nuestro organismo que se ve obligado a reaccionar como respuesta automática y natural ante situaciones que resultan amenazadoras o desafiantes y que alteran nuestra salud mental.

La Encuesta Europea de condiciones de Trabajo de 2015 refleja que el 38% de los trabajadores del estado español considera que el trabajo afecta de forma negativa a su salud. Además, un estudio de Ranstad prueba de que más de 5 millones de españoles se plantea cambiar de empleo a la vuelta de sus vacaciones. No hace falta tampoco pasar por alto el alto aumento de las consultas al psicólogo tras el período vacacional que han aumentado un 14’2% en los últimos cinco años.

Los síntomas consecuentes del estrés posvacacional se pueden manifestar en: alta irritabilidad, bajo estado de ánimo, inquietud, disminución del rendimiento laboral, falta de sueño, problemas digestivos y dolor de cabeza, entre otros.

Para lograr adaptarse bien a la vuelta a la rutina unos consejos:

  • Evita volver a tus rutinas de forma brusca. Adáptate gradualmente, no apures las vacaciones hasta el último día. Es preferible que la vuelta se realice con un par de días de antelación para aclimatarse paulatinamente a los horarios del día a día y a la vida laboral. Así evitarás el cansancio provocado por el cambio de sueño.
  • Ser negativo no te va a ayudar, busca el lado positivo de las cosas y concentra tu atención en las situaciones buenas que suceden en tu día a día. Afronta tu vuelta como un desafío y hazlo de la manera más saludable posible.
  • Relájate. Realiza actividades que permitan renovarte física y mentalmente. Practica deporte y actividades de ocio para ir incorporando ocupaciones con las que despejar la mente y hacer que la vuelta sea más llevadera.
  • Come sano. Somos lo que comemos y la alimentación puede ser determinante para controlar el estrés.
  • No abuses del café: te hará perder la concentración y a la larga incrementa el cansancio que hará más interminable tu jornada laboral.
  • Sigue una dieta sana e hidrátate bien.
  • Evita también el alcohol: es un depresor del sistema nervioso, lo que nos dará más sensación de tristeza y desgana.

Una ayuda suplementaria pueden ser los complementos con hierbas relajantes, como infusiones (tila, manzanilla,…) o bien chicles saludables como ByeStres de Saludbox con Triptófano (ayuda a recuperar la situación de bienestar previa al estrés), Scutellaria lateriflora (planta natural con capacidad ansiolítica) y Melissa officinalis (planta con efecto relajante).

Pídelos en la tienda online o bien en tu farmacia de confianza.